RADIO
en vivo

Esta es una guía para todo aquel que vaya por primera vez al Bafici, aunque algunos consejos pueden ser útiles también para quienes ya hayan ido muchas veces. Para los que no lo sepan, el Bafici es el “Buenos Aires Festival Internacional de Cine Independiente”, que existe desde 1999 y que esta semana anunció la programación de su edición número 21, que ocurrirá del 3 al 14 de abril. En los primeros años nadie lo llamaba Bafici, pero después las siglas, con su orden expositivo más bien anglosajón, se impusieron.

Trabajo en el Bafici desde la edición número tres, en diferentes roles. Y desde la edición número 18 (de 2016) soy el director artístico. Es decir, conozco mucho el festival, y he ido a unos cuantos otros festivales en diversas partes del mundo. Para mucha gente que nunca fue a un festival de cine quizás acercarse por primera vez no sea del todo sencillo. Así que aquí vamos con algunos consejos, detalles, informaciones que pueden ser útiles. El primer dato es que son eventos mayormente amables, en el que hay gente que se encarga de orientar al que viene por primera vez, o al menos eso intentamos año a año en el Bafici. ¿El precio de las entradas? En muchos festivales, como por ejemplo Berlín y Toronto, las entradas pueden llegar a ser incluso más caras que las de la cartelera comercial. Incluso en algún festival latinoamericano como el de Lima el precio de las localidades no es muy distinto del de las funciones de cine habituales. En Argentina, sin embargo, los festivales de cine suelen ofrecer entradas especialmente baratas. Este año el Bafici ofrece sus entradas a $70 y $50, además de muchas actividades y proyecciones gratuitas.

Un consejo para ir a un festival de cine: armarse dobles programas, o triples, o cuádruples… Ver varias películas seguidas es una manera ideal de entrar en la lógica del evento, en el que por día hay aproximadamente unas 50 funciones de películas distintas. Un festival de cine es una fiesta del cine y a la vez un recordatorio de su variedad, de su amplitud, una demostración de que se hacen películas en muchos países del mundo y de que hay muchas maneras de hacer películas.

El Bafici estrena muchas películas argentinas, una de sus seis competencias está dedicada a largometrajes, y otra a cortometrajes nacionales. Para ver esos títulos -la inmensa mayoría en premiere mundial*- es siempre más sencillo conseguir entradas para la segunda función que para la primera. Otro consejo: en la mayoría de las funciones de las películas argentinas y en muchas de las extranjeras, en especial las de las secciones competitivas, los directores suelen están presentes para hacer una presentación y también para hablar con el público luego de la proyección. Ese tiempo, nunca mayor de cuarenta y cinco minutos luego de terminada la película, debería ser tenido en cuenta para armar un programa doble, o triple, o cuádruple.

Un consejo más: un festival de cine es un lugar ideal para hacer algo que ha sido fundamental para la historia de este arte y que se ha ido perdiendo ante lógicas de películas y de exhibición que han copado casi todo el cine: ¡hablar sobre las películas! intercambiar ideas, discutir, polemizar, constatar cómo el otro ve algo distinto, o incluso para coincidir desde ángulos que no se preveían. Un festival de cine es ese lugar en el que el cine vuelve a tener una variedad para ofrecer, en el que no todas las películas duran más de dos horas  ni necesitan basarse en personajes previamente conocidos. Y un festival como el Bafici es uno de esos en los que se construyen recuerdos, en los que todavía hoy hay gente que habla de cuando vio en pantalla grande -y con gente alrededor que compartía las emociones- Audition o Linda Linda Linda. ¿No conocen esas dos películas? Otro consejo debería ser que las busquen, y otro y último que vengan al Bafici, del 3 al 14 de abril, para construir recuerdos en, desde y sobre el cine, y para el futuro. Las películas siguen siendo importantes, o eso queremos, o en eso creemos, tanto como para seguir pensando y hablando sobre ellas.

*Premiere mundial: la semana que viene, explicaciones sobre las premieres, sus variantes y su importancia. O ya veremos.

COLUMNISTAS

Hiper Show

Corrado: ""Ray Donovan" es una serie de una acción y fuerza arrolladora…

Por: Redacción

En una nueva emisión del programa "Bebedores Seriales" por Radio Berlín, que conducen el actor y productor Gabriel Corrado y el director y autor Mario Segade, y que cada semana...

Crónicas + Desinformadas

Al infinito y más allá

Por: Cicco

Las llaman superpotencias del espacio. Y hasta semanas atrás, sólo cuatro naciones habían logrado entrar en ese extraño podio con aires futuristas: China, Rusia y Estados Unidos. Ahora, acaba de...

Opina Deporte

El periodismo deportivo de duelo

Por: Pablo Llonto

Guillermo Tagliaferri, Walter Raiño, Waldemar Iglesias, Eduardo Menegazzi, Sergio Danishewsky, Natalia Figueroa, Diego Díaz, y podemos escribir casi sesenta nombres más. Usted no los conoce, o poco sabe de ellos...

La Política

Hacer periodismo contra la corriente y los votos

Por: Luis Majul

Pocas veces he recibido tanto llamados de colegas y de ciudadanos de a pie para felicitarme por la nota que hicimos con el excontador arrepentido de la familia Kirchner, Víctor...

Hiper Show

Jorge Suárez: "Tuve la fortuna de hacer grandes obras en 40 años de teatro"

Por: Redacción

El reconocido actor Jorge Suárez, que se ha destacado en innumerables personajes de obras teatrales, y a su vez en recordados roles para tiras de televisión, en la actual temporada...

Actualidad

Dante Sica en La Cornisa

Por: Redacción

La semana pasada se anunciaron una serie de medidas que buscan aliviar la crisis económica, y que intentarán mejorar las posibilidades de compra en general de los sectores más golpeados...

Libros y Lecturas

Un cajón para el Jueves Santo

Por: Juan Terranova

Lunes. Las palabras que más uso: nada, todo, todos, nadie. Las uso mucho. No sé por qué. Nada, todo, todos, nadie. En ese orden podrían componer un mantra moderno.

Crónicas + Desinformadas

Joyas de ayer ofertas de hoy

Por: Cicco

La vida avanza tan rápido que es suficiente con echar una miradita a las liquidaciones para ver que muchos de esos objetos hoy tirados y amontonados a precio de ganga...